La alimentación de Lorenzo durante su primer año

comida, Maternidad

This post is available in: en

Hola chicas!

Ustedes saben que me encanta compartirles nuestra historia y nuestras experiencias. En redes sociales es usual que vean a Lorenzo comiendo y me encanta enseñarles recetas, alimentos, utensilios y todo lo relacionado con su alimentación. Ahora que Lorenzo cumplió un año deseo compartirles el resumen de su guía durante estos primeros meses de vida.

Me parece súper importante aclarar que solamente les estoy contando nuestra historia. No debe ser tomada como una asesoría porque el pediatra de cada bebé es quien puede guiarlos de la mejor manera, ya que interfieren muchos factores como alergias, desarrollo de cada niño, entre otros. Además es importante entender que estos meses se experimenta con los alimentos, con sabores y texturas, se analizan posibles reacciones alérgicas y se crean rutinas, pero es una alimentación complementaria porque la leche materna/ fórmula es el principal alimento durante este año. Si no le gusta o no quiere comer no pasa nada, simplemente lo intentamos de nuevo otro día.

Como familia nosotros decidimos seguir el método de papillas antes que BLW, pero poco a poco hemos ido introduciendo alimentos que Lorenzo toma con sus manos y come solito. Sin embargo, al tener nosotros “el control” de la cuchara nunca le hemos impuesto que coma, siempre le explicamos qué le hemos preparado para comer y respetamos sus señales cuando quiere más o no desea continuar.

Durante los primeros cuatro meses Lorenzo empezó con lactancia materna pero también tomó leche de fórmula en ocasiones. Durante el día tenía tomas cada tres horas de LM, salvo cuando yo no estaba o estaba en un ambiente donde prefería hacerle un chupón.

A los cuatro meses empezamos con la alimentación complementaria de acuerdo a las recomendaciones del pediatra específicamente para Lorenzo y su desarrollo en ese momento. Empezamos con cereal fortificado con hierro, nos recomendaron la marca HAPPY BABY porque es orgánico y lo preparamos con leche de fórmula. Durante una semana a la hora del desayuno.

A partir de ahí seguimos con verduras, una por día por dos días seguidos. Cocinadas al vapor con condimentos naturales (ajo, cebolla, culantro) y sin sal. Esto se lo dábamos a la hora del almuerzo. Una vez que había probado todas podíamos hacer mezclas entre ellas.

A los cinco meses cambiamos el cereal para la cena y en el desayuno le empezamos a dar frutas con el mismo protocolo: una por día por dos días seguidos. No le dimos cítricos. En el almuerzo empezamos a incorporar carne de res y pollo: carnes magras sin grasa ni piel. Aquí lo que hacíamos era una sopa con la carne y verduras que luego colábamos y la procesábamos para almacenar en porciones.

A los seis meses agregamos las leguminosas, sobre todo frijoles, lentejas y garbanzos. Usualmente los incluíamos en la sopa que le seguimos haciendo en esta etapa. También empezamos a comer huevo (primero la yema, después la clara), pescado (corvina, salmón, atún frescos), mantequilla de maní (sin azúcar, mezclada en el cereal) y pasta con tomate natural. Aquí empezamos a darle cosas que él podía tomar con sus manos, como el cereal tipo puffs.

A los nueve meses incluimos en la merienda de la tarde el yogurt y los quesos tiernos. Le compramos yogurt griego sin azúcar agregada (usa el azúcar de la fruta) y quesos como queso crema, mozarella fresca y turrialba.

Al cumplir un año hemos hecho otros cambios, pero esto lo dejamos para otro artículo. Espero que les sirva de referencia pero que se asesoren con los profesionales que llevan el control de sus bebés. También es súper importante estar alerta ante cualquier signo de posible alergia y sobre todo seguir nuestro instinto de mamá.

un abrazo,

 

Valeza

También podría gustarte

DEJAR UNA RESPUESTA